http://beautyclusterbarcelona.com/es/blog/los-complementos-alimenticios-ayuda-frente-los-efectos-la-polucion-la-piel/

LOS COMPLEMENTOS ALIMENTICIOS COMO AYUDA FRENTE A LOS EFECTOS DE LA POLUCIÓN EN LA PIEL

La contaminación. Problema global que nos daña la piel

La contaminación ambiental es en la actualidad considerado como el mayor factor de riesgo para la salud humana. De hecho, un estudio recientemente publicado en el ‘European Heart Journal’ estima que la contaminación es responsable de 790.000 fallecimientos al año en Europa y de 8,8 millones en el mundo, unas cifras superiores a las estimadas hasta ahora de 6,5 millones.

Desde hace tiempo es bien conocido que la contaminación es responsable de numerosas patologías, sobre todo a nivel cardiovascular y pulmonar. Sin embargo, no fue hasta hace relativamente poco cuando se empezó a relacionar la contaminación ambiental y los efectos dañinos que esta tiene en nuestra piel. Los expertos han descubierto que la exposición diaria y continua a contaminantes afecta de forma muy negativa a nuestra piel. Varios estudios epidemiológicos realizados en Alemania, China y Méjico han correlacionado la presencia de contaminantes con un mayor número de arrugas y manchas cutáneas. A corto plazo la polución aumenta de la sequedad de la piel y agrava las afecciones cutáneas de tipo inflamatorio o alérgico como dermatitis atópica, eczema o acné. Y a largo plazo produce un aumento del envejecimiento prematuro, la aparición de arrugas, perdida de elasticidad y aparición de manchas en la piel. De hecho, se piensa que después de la radiación UV es el factor externo que más deteriora nuestra piel.

Soluciones de la Industria cosmética.

Debido a que es difícil minimizar la exposición de la piel por los contaminantes del aire, particularmente en áreas urbanas, las estrategias para proteger la piel de la contaminación del aire son muy necesarias. En este sentido, la industria cosmética hace cinco años comenzó a trabajar en esta área lanzando cosméticos que incluyen ingredientes con propiedades antipolución, siendo hoy en día una tendencia global. Las principales estrategias de los cosméticos para luchar contra los efectos de la contaminación se pueden dividir en tres categorías: limitar la adherencia de contaminantes a la piel; mejorar la eliminación de la contaminación durante la limpieza e incorporar ingredientes con actividades antioxidante o anti-glicación, etc. para minimizar el daño de los agentes contaminantes.

Los complementos alimenticios como ayuda a una solución más holística y efectiva

Sin embrago la funcionalidad de los cosméticos actuales presenta algunas limitaciones y no son suficientes para aportar una protección completa, por ejemplo, los cosméticos con función barrera no inhiben la adhesión y o penetración al 100% de los contaminantes. Además, hay muchos contaminantes de tamaño de partícula muy pequeño no solo es que atraviesan la ropa, sino que pasan a través de los poros y llegan a capas muy profundas de la piel donde muchos ingredientes cosméticos no son capaces de actuar. Y lo que es más importante, nuestra piel también puede verse afectada desde el interior. Y es que las partículas ultrafinas, que emiten los coches de nuestras ciudades, y que son uno de los contaminantes más dañinos, tienen la capacidad de llegar a los alveolos, traspasar el tejido alveolar y llegar a la sangre. Una vez allí pueden llegar a cualquier lugar y afectar a cualquier sistema incluyendo, como apuntan algunos estudios, las capas profundas de la piel.

En esto la alimentación puede jugar un papel importante. Incluir antioxidantes en la dieta en forma de alimentos frescos o a través de complementos alimenticos puede ser una importante ayuda para paliar los efectos de la polución en nuestra salud incluida la piel. Y es que uno de los principales mecanismos mediante los cuales la polución ejerce su daño es precisamente aumentando el estrés oxidativo y la inflamación que consecuentemente se genera. De hecho, cada vez hay más estudios que sugieren que antioxidantes naturales como los carotenoides, la vitamina D, la vitamina C, la vitamina E y los ácidos grasos omega-3 podrían ejercer un papel protector frente al daño que causa la contaminación.

En consecuencia, el uso de complementos alimenticios, específicamente diseñados para combatir los efectos que la polución tiene en la piel, sería también una buena estrategia para complementar las soluciones que nos ofrecen los cosméticos en la actualidad y así tener una protección más completa y eficiente protegiendo las capas más profundas de la piel a las que incluso los mejores sueros no pueden acceder.  Proporcionando así una protección más global y prolongada en el tiempo.

Monteloeder, consciente del problema ha desarrollado el primer ingrediente a base de extractos vegetales que ha demostrado mediante estudios preclínicos y clínicos proteger y reparar la piel de los efectos de la contaminación desde el interior. Pero además ya hay empresas que este año han lanzado al mercado complementos alimenticios con este target en el que además de incluir ingredientes que mejoran el estatus oxidativo, también refuerzan la barrera epidérmica, aumentan la hidratación y reducen aquellos signos del envejecimiento agravados por la polución como son las manchas cutáneas, la pérdida de elasticidad y las arrugas.  Este es el caso de productos como Be-Max the Earth de Japón (ver),  Anti-Pollution Food de Dr Sturm de Alemania (ver), Enviromental Shield de Murad (ver), Zeropollution de Super Smart (ver) o el MIST Cellular protection and anti pollution skincare duo de Lindarome (ver), donde combinan tratamiento tópico y oral, son algunos ejemplos.

 

Nuria Caturla
Responsable del Departamento de Desarrollo de Nuevos Productos en Monteloeder
nuriacaturla@monteloeder.com
www.monteloeder.com